alnavio.com

Qué será del mormón acusado de terrorista por el régimen de Nicolás Maduro

miércoles 23 de mayo de 2018, 11:30h

María Rodríguez (ALN).- La estadounidense Laurie Holt se convirtió en activista en pro de la libertad de su hijo hace casi dos años y desde entonces no ha bajado la guardia. A Nicolás Maduro le pide que libere a Joshua y a Thamara, su mujer, tal como declara esta madre al diario ALnavío. “No los necesita ahora”, dice en redes sociales. Un tribunal venezolano les acusa de posesión ilícita de armas. El gobierno de Nicolás Maduro les tacha de espías. Los arrestados lo niegan y tienen el apoyo de la Administración estadounidense. Tras el motín de la semana pasada en El Helicoide, no se ha sabido nada más de Holt. La familia reclama información sobre su paradero.

La madre del mormón preso en El Helicoide le envía un mensaje a Nicolás Maduro / Twitter: @freejoshholt
Ampliar
La madre del mormón preso en El Helicoide le envía un mensaje a Nicolás Maduro / Twitter: @freejoshholt

“Sabemos que Joshua y Thamara están, en cierto modo, en un lugar seguro y que la prisión volvió a ser controlada (…). [Pero] sigo nerviosa y quiero saber algo sobre el paradero de Josh”. Son palabras de Laurie Holt en uno de los últimos mensajes lanzados desde su cuenta de Facebook.

Laurie Holt, de Utah (EEUU), es la madre de Joshua Holt (Josh), un misionero mormón estadounidense de 26 años que lleva desde junio de 2016 preso en El Helicoide, cárcel del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), la policía política de Venezuela. Su mujer, Thamara Caleño Candelo (Thamy), nacida en Ecuador pero nacionalizada venezolana, también está recluida en una celda de la sección de mujeres de dicha prisión (Leer más: Un expreso político de Maduro describe cómo es el infierno de El Helicoide)

Igualmente está preocupado por el paradero de Joshua Holt el encargado de negocios de la embajada de Estados Unidos en Caracas, Todd Robinson, al que el presidente venezolano Nicolás Maduro expulsó este martes del país junto al jefe de la sección política de la embajada, Bryan Naranjo.

Laurie Holt es la madre de Joshua Holt, un misionero mormón preso en El Helicoide

“Si el Gobierno de Venezuela no responde a nuestras llamadas ni solicitudes [de conocer el estado de Holt], nosotros no podemos cumplir con nuestra responsabilidad como funcionarios de la embajada”, señaló Robinson en un vídeo publicado por la Embajada de EEUU en Venezuela tras declararse la semana pasada un motín en la cárcel donde está apresada la pareja. Un grupo de presos políticos -entre los que se encontraba Holt-, se alzaron para denunciar supuestos maltratos y violación de derechos humanos en El Helicoide. Tras la expulsión de Robinson, el preso Holt queda más desprotegido, por lo que cabe preguntarse ¿qué pasará ahora?, ¿cuál será el destino de Holt?

Si tuviese delante al presidente venezolano Nicolás Maduro, ¿qué le diría? “Le pediría que, por favor, deje a mi hijo y a su mujer en libertad. Ellos están siendo retenidos injustamente”, declara Laurie Holt al diario ALnavío.

Un tribunal de Caracas les acusa de posesión ilícita de armas. Ellos lo niegan y denuncian que las autoridades “plantaron las evidencias” en el domicilio que compartían en Caracas, tal como publica BBC Mundo. En distintas entrevistas en medios, Laurie Holt dice que su hijo es completamente inocente y que está siendo utilizado como un “peón político”, forzado a vivir en condiciones de prisión inhumanas y que sufre tanto física como emocionalmente.

La madre de Joshua Holt se ha convertido en una activista en pro de la liberación de su hijo y nuera. Mantiene encuentros con senadores y políticos estadounidenses, que también se han involucrado activamente en la causa, como los senadores Orrin G. Hatch y Mike Lee y la congresista Mia Love. No es extraño ver a esta madre en entrevistas en canales de televisión de EEUU contando la historia de Joshua y Thamara.

Laurie Holt también utiliza las redes sociales para clamar por la libertad de su hijo. Incluso se dirige directamente a Nicolás Maduro, como lo hizo este lunes tras un tuit del mandatario venezolano en el que hablaba de estar dispuesto al “diálogo” tras las elecciones del 20 de mayo, no reconocidas por la gran mayoría de la comunidad internacional (Leer más: El resultado electoral deja a Nicolás Maduro como el rey desnudo).

Laurie respondió así a Maduro: “Por favor, libere a Josh y a Thamy Holt. No los necesita ahora. Por favor, evite que mi corazón sufra”. Unas declaraciones parecidas a las que un día antes dio al diario ALnavío.

Este lunes, en una entrevista en el canal estadounidense Fox Business (y en un reportaje anterior en NBC), Laurie Holt insistió en cómo se produjo la detención en 2016 y en el último episodio que vivió el mormón: un motín en El Helicoide.

A través de un vídeo difundido en redes sociales, Joshua Holt pidió ayuda a los compatriotas norteamericanos y al Gobierno de EEUU para salir de El Helicoide y dijo que su vida estaba amenazada. “¿Cuánto tiempo debo estar preso? ¿Cuánto tiempo un hijo debe estar separado de sus padres?”, suplicó el mormón. Su mujer tiene dos hijos de una relación anterior. La más pequeña pudo trasladarse a comienzos de este año a Utah para vivir con la abuela política, según anunció la propia Laurie Holt en Facebook. En un vídeo anterior, Joshua Holt se calificó como “rehén” del Gobierno venezolano.

Joshua Holt se califica como “rehén” del Gobierno venezolano / Facebook: JusticeforJosh

Arrestados dos semanas después de casarse

Joshua Holt y Thamara Caleño pertenecen al Movimiento de los Santos de los Últimos Días, también conocidos como mormones. Entablaron una relación por internet y en mayo de 2016 se conocieron en persona en República Dominicana. El amor fluía y a comienzos de junio, Holt viajó a Venezuela para casarse con Caleño, donde esta residía. Apenas dos semanas después de la boda fueron arrestados, tal como relata Laurie cada vez que tiene ocasión.

En el momento de la detención, Josh y Thamy vivían en un apartamento en Ciudad Caribia, a 22 km de Caracas. Se trata de una villa fundada por Hugo Chávez y donde casi 100% de los vecinos son seguidores del proceso revolucionario, según publica El Nacional. Los apresaron por presuntamente poseer un fusil de asalto AK-47, una granada, municiones, etc, además de “tener mapas estratégicos de Caracas en su casa”, tal como informó Gustavo González López, ministro del Interior de Venezuela en aquella época, de acuerdo a una declaración televisada.

En la operación en la que se detuvo a la pareja se buscaba a los responsables del asesinato de un dirigente del PSUV y aspirante a diputado por la Asamblea Nacional, Omar Jesús Molina. Un crimen organizado, según dijo González López, por la banda paramilitar ‘Los Sindicalistas’.

Según el Ministerio del Interior de Venezuela, el apartamento donde residían Joshua Holt y Thamara Caleño Candelo era el nicho de esa banda paramilitar criminalizada y se usaba como “centro de almacenamiento de armas y explosivos” para “ejecutar acciones terroristas”.

Asimismo, González López insistió en que Joshua Holt había dejado evidencias en sus redes sociales de su “adoración por las armas” y que él mismo se había definido como un “pistolero entrenado”.

Igualmente, para las autoridades venezolanas, la “presunta pareja” había establecido una “extraña y sospechosa relación por internet”. También estudiaron los “reiterados” viajes tanto de Joshua como de Thamara, pagados por el primero, a diferentes países de América Latina.

Aunque el exministro vinculó al estadounidense con esas supuestas acciones terroristas, la Fiscalía sólo acusó a la pareja de posesión ilícita de un arma de guerra: un fusil de asalto.

Apoyo expreso de EEUU a Holt

Las autoridades estadounidenses llevan tiempo pidiendo su liberación por causas humanitarias. Tras el estallido del motín en El Helicoide, la embajada de EEUU en Venezuela quiso comprobar el estado físico de Holt. El Departamento de Estado de EEUU responsabilizó de forma directa al gobierno de Maduro por la integridad física de Holt y pidió su liberación, tal como publicó en redes sociales.

El encargado de negocios de la embajada en Caracas, Todd Robinson, acudió a la sede de la Cancillería para conocer el estado de salud del mormón, pero no fue atendido por ningún funcionario. Más tarde, el número dos del chavismo, Diosdado Cabello, calificó de “show” la acción de Robinson y añadió que Holt “es un supuesto mormón que usa la religión como disfraz” y que “dirigió una red de espías latinoamericanos desde aquí, desde Venezuela”.

Robinson volvió a salir al paso para desmentir que Holt fuese un espía. “Él es una persona que estaba en el lugar equivocado en el momento equivocado y ahora es parte del sistema penitenciario venezolano”, recalcó en una entrevista en la emisora venezolana Unión Radio.

Si nadie lo remedia, Josh y Thamy cumplirán su segundo año de prisión el próximo 30 de junio. Aún no hay fecha para el inicio del juicio, según informa El Nacional.

María Rodríguez

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de ALnavío - Noticias de ida y vuelta -

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.