alnavio.com

El Twitter de John Bolton sólo dispara contra Maduro

domingo 10 de febrero de 2019, 12:00h
Alonso Moleiro (ALN).- Si alguien pensó que el Alto Gobierno de los Estados Unidos no tenía a Venezuela entre las prioridades geopolíticas, sólo tiene que darle una mirada a la cuenta de Twitter de John Bolton, asesor de Seguridad Nacional de Donald Trump. La marca a presión del alto funcionario, un destacado personaje del universo conservador de EEUU, añade eslabones adicionales de tensión sobre Nicolás Maduro y sugiere la posibilidad de un desenlace con consecuencias no imaginadas en la política subregional.
John Bolton tiene cercado a Maduro en Twitter / Flickr: Gage Skidmore
Ampliar
John Bolton tiene cercado a Maduro en Twitter / Flickr: Gage Skidmore

El bigote encanecido, los circunspectos anteojos y el aspecto bonachón no deben confundir a nadie: John Bolton, asesor de Seguridad Nacional de la Presidencia de los Estados Unidos, es un rígido y beligerante diplomático del universo republicano, amigo de las soluciones unilaterales y con experiencia en entuertos internacionales de alto voltaje. Uno de los varios “halcones” que brillan en la constelación de políticos conservadores de la Administración de Donald Trump.

La cuenta de Twitter de Bolton puede ser un excelente termómetro para medir la temperatura política y las zonas de interés del Alto Gobierno de EEUU. Se trata de un veterano “neocons”; un clásico del ala dura en los centros de poder de la política internacional.

El sujeto, la motivación, la tesis vigente en las redes sociales de Bolton, de un tiempo a esta parte, es uno solo: Venezuela y el régimen de Nicolás Maduro. No es Irán, ni Corea del Norte, ni ISIS, ni Palestina, ni Siria. A Bolton le trae de cabeza la caótica y desventurada situación de esta nación suramericana y la deriva dictatorial del chavismo como proyecto de poder.

El sujeto, la motivación, la tesis vigente en las redes sociales de Bolton, de un tiempo a esta parte, son uno solo: Venezuela y el régimen de Nicolás Maduro

Muchas versiones periodísticas de este tiempo especulaban sobre el presunto desinterés que existía en la Casa Blanca para plantarle cara, con las potenciales consecuencias, al régimen de Maduro, el secuestro electoral que perpetró el año pasado y la crisis humanitaria que ha generado en un marco de impunidad y corrupción desbordada.

El buzón personal de Bolton está aquí para desmentir esa conseja. La voz de Bolton se suma a la de otros funcionarios de procedimiento rudo, como Mike Pompeo, Mike Pence y Elliot Abrams, y deja a los venezolanos masticando la paradoja de ser abandonados, o negados a medias, por los grupos intercontinentales de la izquierda, para conocer la empatía y palabra solidaria de la derecha y la extrema derecha, que sujetos como Bolton, uno de los muchachos de Trump, encarnan con notable fidelidad.

Todos estos pronunciamientos, que sugieren inminencia, tienen muy reciente data.

El seguimiento de la crisis venezolana en el Twitter de Bolton sugiere unos niveles de incumbencia que lucen irreversibles. El papel de la comunidad internacional, de los Estados Unidos en particular, en el naufragio venezolano, parece haber llegado para quedarse. Se trata de otros actores, con otras herramientas, acaso con otros procedimientos, los que hacen presión a Maduro. Los tuits de Bolton han colocado en el tablero escenarios que antes lucían remotos.

La sombra de funcionarios influyentes como Bolton tiene a muchos venezolanos entusiasmados, soñando con la normalización de la vida en el país, si bien pende sobre la resolución de este grave problema humanitario alguna decisión militar que podría ser aún más catastrófica para la política local. Sobresalen, por ahora, estos llamados diáfanos a la Fuerza Armada.


Alonso Moleiro

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de ALnavío - Noticias de ida y vuelta -

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.