alnavio.com

La banca española no mejorará los beneficios en 2019

miércoles 08 de mayo de 2019, 10:00h

Daniel Gómez (ALN).- Dicen a ALnavío tres analistas bursátiles que 2019 será un mal año para la banca en España. Por los bajos tipos de interés en Europa, por el frenazo de la economía mundial, y por el debilitamiento de la deuda de las entidades. Y así quedó constatado tras la publicación de los resultados del primer trimestre.

Los bancos en España hacen más negocios, pero no ganan más dinero / Foto: ALN
Ampliar
Los bancos en España hacen más negocios, pero no ganan más dinero / Foto: ALN

El beneficio de la banca española cayó 13% en el primer trimestre de 2019. Llamativos son los casos de Santander y BBVA. El primero experimentó un frenazo en las ganancias de 10% y el segundo de 9,8%.

¿Los motivos? Son muchos, pero hay “una causa común: la caída en los resultados de las operaciones financieras de los bancos”, explica a ALnavío la responsable de Contenidos, Productos y Servicios de Self Bank, Victoria Torre.

Una causa común que, no obstante, está afectada por muchos factores. El principal son los tipos de interés en Europa. El Banco Central Europeo no tiene intención de subirlos en 2019 como en un principio se pronosticó y esto impide a los bancos exprimir la rentabilidad de sus productos.

Victoria Torre: “Los tipos de interés, que previsiblemente iban a empezar a subir este 2019, seguirán en el mismo nivel si no cambia mucho la película, por lo que el beneficio seguirá condicionado”

“Los tipos de interés, que previsiblemente iban a empezar a subir este 2019, seguirán en el mismo nivel si no cambia mucho la película, por lo que el beneficio seguirá condicionado”, apunta Torre.

Este entorno de tipos bajos también supone un problema para “la cartera de deuda” de los bancos. “Un colchón” que permitía a las entidades compensar la poca rentabilidad de los productos, y que, advierte, “no será eterno, por lo que las plusvalías de las carteras de deuda se irán reduciendo”.

El frenazo de la economía mundial, y principalmente la europea, también está lastrando las operaciones de los bancos españoles. “En un contexto de ralentización económica, no parece tampoco que la concesión de crédito vaya a dispararse, por lo que el negocio se mostrará contenido en este aspecto”.

Nuria Álvarez, analista de banca y seguros de Renta 4, agrega a ALnavío otro motivo común: “La aplicación del NIIF 16 sin duda afecta negativamente al resultado porque se engrosa la deuda”.

El NIIF 16 hace referencia a la Norma Internacional de Información Financiera 16, de obligatorio cumplimiento en la Unión Europea a partir de 2019 y que insta a las empresas a reordenar la ubicación de los contratos de arrendamiento de una compañía dentro de las cuentas y balances anuales. Aumenta por tanto el volumen de los activos, pero también el tamaño de la deuda.

El Banco Central Europeo no subirá los tipos de interés hasta 2020 / Foto: Pixabay

“La exposición internacional” es otra de las causas que merman las ganancias de los grandes bancos españoles, apunta a este diario Darío García, analista de XTB. “En la Bolsa vemos que Bankinter, que no tiene operaciones en el extranjero, es el único banco en positivo. A Santander le afecta su exposición en Reino Unido a consecuencia del Brexit, la devaluación del real en Brasil y el ajuste por hiperinflación en Argentina. Luego BBVA está impactado por la lira turca y por la depreciación de algunas monedas en América Latina”.

La banca se recuperará en 2020

Los resultados del primer trimestre de la banca no serán la excepción en 2019. Serán la norma. Hasta 2020 el Banco Central Europeo no prevé subir los tipos de interés, y sin este estímulo, lo bancos no podrán mejorar los resultados. Aunque el volumen de las operaciones siga en alza.

“Si analizamos las cuentas de resultados en detalle, el margen de intereses, el cobro obtenido por préstamos hipotecarios y demás indicadores, vemos cómo en promedio los bancos han incrementado el margen 3%. Lo que ocurre es que mientras facturan más por transferencias, operaciones e inscritos, prestan más dinero y cobran más intereses por estar los tipos bajos”, detalla el analista de XTB.

Otra preocupación del sector es que la banca haya tocado techo. Sin embargo, apunta Nuria Álvarez que “ese techo está lejos” ya que la banca “viene de haber tocado el suelo tras la crisis” por lo que la cosa sólo puede ir a mejor.

“En términos generales para este 2019 veremos una caída en el beneficio de los bancos hasta que el Banco Central Europeo no vuelva a subir los tipos de interés. A partir de la segunda mitad de 2020 y ya en 2021, contando como escenario base con que la autoridad monetaria suba los tipos, veremos una mejora”, señala la analista de Renta 4.

Aunque Álvarez es optimista, recuerda que la mejora de la banca no será equiparable a la vivida antes de la crisis. En 2006, una entidad como Santander ganaba más de 9.000 millones de euros anuales y en 2018, tras cerrar uno de los mejores ejercicios que recuerda el banco a nivel operativo, el beneficio se quedó en 7.810 millones.

En 2020, sobre todo en la segunda mitad del ejercicio, la banca también se aprovechará de las medidas de eficiencia y digitalización que ha venido implementando. “El producto bancario ha cambiado y los bancos se han ido adaptando. Pronto harán efectivas todas las medidas tomadas mientras vemos cómo los volúmenes siguen creciendo”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de ALnavío - Noticias de ida y vuelta -

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.