alnavio.com

Para Rusia en la Venezuela de Nicolás Maduro todo va bien

martes 01 de octubre de 2019, 15:01h

Daniel Gómez (ALN).- La economía estabilizada. El país estabilizado. No hay amenazas de golpe de Estado. El diálogo entre Nicolás Maduro y la oposición minoritaria funciona. Todo esto lo ha dicho el vicecanciller ruso, Sergei Ryabkov. La realidad, en cambio, apunta hacia otra dirección.

Parece que Rusia creyó la versión de Maduro / Foto: Gobierno de Rusia
Ampliar
Parece que Rusia creyó la versión de Maduro / Foto: Gobierno de Rusia

Rusia mueve ficha en su estrategia para Venezuela, y el vicecanciller, Sergei Ryabkov, va dejando pistas.

En entrevista este lunes con la publicación rusa International Affairs señaló:

- Ahora no hay amenaza de golpe de Estado en Venezuela.

- Ahora no hay dificultades económicas.

- Viene una fase de estabilización.

Según Ryabkov, estos puntos fueron abordados en la reunión que mantuvo Nicolás Maduro con el presidente de Rusia, Vladímir Putin, la semana pasada en Moscú. Se entiende, por las declaraciones del vicecanciller, que Putin le creyó a Maduro cuando este le dijo que el país estaba remontando con su nuevo plan económico. Un plan del que no se conocen detalles. Lo que sí se conocen son las proyecciones económicas del Fondo Monetario Internacional para Venezuela en 2019 y hablan de una contracción del PIB de 25%.

Este martes el Ministerio de Finanzas de Rusia también recordó que Venezuela le debe 3.000 millones de dólares a Putin.

Maduro paga a Putin pero todavía le debe 3.000 millones de dólares

Leer más

Cuando Ryabkov apunta que no hay amenaza de golpe de Estado en Venezuela en cierto modo se contradice. Porque en otra parte de la entrevista critica a Washington de injerencista. “Los artífices de la política estadounidense hacia Venezuela no se cansan de repetir que todas las opciones están sobre la mesa”. En este mismo sentido se expresó el canciller, Serguéi Lavrov, en la Asamblea General de Naciones Unidas.

Ryabkov también dio detalles de cómo Putin ayudará a Maduro a estabilizar el país:

- Asistencia en el suministro de alimentos y productos farmacéuticos.

- Cooperación técnico-militar.

- Apoyar el diálogo con la oposición sensata.

Al usar el término “oposición sensata” se refiere a la oposición minoritaria. Putin no ofreció estos matices cuando le pidió más esfuerzos de negociación a Maduro al decir que Rusia reconoce a todas las instituciones legítimas de Venezuela, refiriéndose directamente al Parlamento. Es decir, a la Asamblea Nacional que preside Juan Guaidó.

Lo pide así Putin, y también toda la comunidad internacional. La Unión Europea, que apoyaba firmemente la negociación entre Maduro y Guaidó por la vía de Noruega, anunció nuevas sanciones contra el chavismo por romper este mecanismo.

El vicecanciller ruso también apuntó: “Continuamos implementando proyectos que, en general, están relacionados con la situación interna de este país, y luego indirectamente. Este es un trabajo de beneficio mutuo”.

En una intervención este martes, Ryabkov también se refirió a los especialistas rusos que aterrizaron en Venezuela hace una semana. Movimientos normales en la relación, aclaró, y que en ningún caso tienen como objetivo acumular contingentes militares en el país.

“La composición de nuestros grupos cambia periódicamente. La rotación se planifica, se lleva a cabo dependiendo de qué tipo de equipo requiere cada servicio. Por lo tanto, no hay acumulación de ninguno de nuestros contingentes allí”, apuntó el vicecanciller.

En mayo de 2001 el expresidente Hugo Chávez y Putin firmaron un acuerdo intergubernamental bilateral sobre cooperación técnico-militar que permite este tipo de movimientos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios