alnavio.com

Por qué a Donald Trump le va muy bien con la bolsa y las acciones

domingo 29 de diciembre de 2019, 10:00h
José Miguel Farías (ALN/Rendivalores).- El S&P 500 ha tenido un retorno de más de 50% desde que Donald Trump fue elegido presidente de Estados Unidos, lo que significa más del doble de la rentabilidad media del mercado de los presidentes anteriores, según Bespoke Investment Group. Históricamente, los años tres y cuatro son los de mayor rendimiento en el mercado accionario para los presidentes de EEUU. Con los números actuales, el S&P tendrá que ganar alrededor del 6% en 2020 para superar el rendimiento medio de los presidentes en el mandato presidencial completo.
¿Superará Trump el mejor año de Obama? / Foto: WC
Ampliar
¿Superará Trump el mejor año de Obama? / Foto: WC

El mercado de renta variable bajo el mandato del presidente Donald Trump mantiene una apreciación significativa frente a la mayoría de sus predecesores presidenciales. El índice S&P 500 ha mantenido un rendimiento de más de 50% desde que Trump fue elegido, más del doble del 23% de la media de retorno del mercado de los presidentes a los tres años de su mandato, según indicadores de Bespoke Investment Group que datan de 1928.

El índice Bellwether –que sirve como indicador del desempeño de la economía- ganó más de 28% en 2019, muy por encima de la media del 12,8% de retorno del tercer año de los anteriores presidentes de los Estados Unidos.

A pesar de la volatilidad de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, 2019 ha sido un año de máximos históricos para los principales índices bursátiles. El S&P 500 cruzó los 3.200 puntos por primera vez en la segunda semana de diciembre, alcanzando su séptima cifra redonda en 2019.

A pesar de que la inversión empresarial se desplomó debido a la incertidumbre que rodea a las dos economías más grandes del mundo y su conflicto comercial, los inversores del mercado se mantuvieron lo suficientemente confiados como para poner dinero en acciones.

A pesar de la volatilidad de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, 2019 ha sido un año de máximos históricos para los principales índices bursátiles. El S&P 500 cruzó los 3.200 puntos por primera vez en la segunda semana de diciembre, alcanzando su séptima cifra redonda en 2019.

Asimismo, el mercado recibió un impulso por parte de la Reserva Federal (FED), que bajó las tasas de interés tres veces este año. La primera vez desde el final de la crisis financiera. La FED recortó los tipos por temor a que el crecimiento se ralentizara en el país y en el extranjero. Trump fue muy crítico con Jerome Powell por no bajar las tasas en una mayor cuantía y rapidez, mencionando a menudo los casi 15 billones de dólares en valores gubernamentales de rendimiento negativo fuera de los Estados Unidos.

Los mercados también se vieron favorecidos por una de las perspectivas laborales más robustas de la historia, con una tasa de desempleo actualmente del 3,5%, la más baja desde 1969. Por su parte, los buenos datos del consumo sostuvieron a la economía durante algunas de las contracciones manufactureras reportadas.

Pero aún no supera al mejor año de Obama

El tercer año de Trump está por encima de la media, pero no es el mejor de ningún expresidente. En 2013, el mercado de valores del expresidente Barack Obama arrojó un rendimiento superior al 32%, ya que la economía se venía recuperando de la Gran Recesión. El primer año de Trump fue aproximadamente el triple del promedio presidencial, con el S&P 500 ganando 19,4% comparado con el promedio de 5,7%.

El punto delicado para el récord de Trump fue el segundo año. El mercado tuvo un año por debajo del promedio en 2018, cuando la Bolsa de Valores sufrió su peor diciembre desde la Gran Depresión en medio de la intensificación de la guerra comercial entre Estados Unidos y China y un aumento de la tasa de la Reserva Federal. El S&P 500 cayó 6,2%, comparado con la ganancia promedio de 4,5%.

¿Qué esperar para el cuarto año del mandato de Trump?

Si la historia sirve de guía, Trump se prepara para otro año fuerte en 2020. Las acciones suben en el cuarto año más del 66% del tiempo y el S&P 500 rinde un promedio del 5,7, según Bespoke.

Gran parte de estas ganancias en las acciones dependerán de cómo se desarrollen las conversaciones comerciales con China. A principios de este mes, los países anunciaron un acuerdo comercial de "fase uno" en el que China acordó comprar miles de millones de productos agrícolas estadounidenses y Estados Unidos acordó cancelar una ronda de aranceles. En su mayor parte, las acciones se desviaron del acuerdo debido a su falta de claridad y al incierto camino hacia la fase dos.

Mientras que Trump confía en un mercado fuerte para el próximo año, Wall Street pronostica ganancias mucho más modestas. El objetivo promedio del S&P 500 para 2020 entre los analistas de Wall Street es de 3,330, menos del 4% más alto que el cierre del martes. Trump necesitará una ganancia del 6% en el S&P 500 para superar el retorno presidencial promedio.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de ALnavío - Noticias de ida y vuelta -

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.