alnavio.com
Edición testing    8 de abril de 2020

Delcy Rodríguez

Pedro Benítez (ALN).- El gobierno del Partido Comunista chino pretende ahora presentarse como el salvador del planeta enviando material médico y especialistas a las zonas más afectadas por la pandemia que se originó en su territorio y que se descontroló por sus propias decisiones. En esta estrategia están secundados, y no por casualidad, por Cuba y Rusia. Otra argucia es presentarse como víctima de “Occidente”; en esta ya lo acompañan el Irán de los ayatolas y la Venezuela de Nicolás Maduro. Es una operación política a gran escala donde las dictaduras pretenden lavarse la cara y que se olviden sus culpas.

Zenaida Amador (ALN).- La llamada revolución bolivariana le hizo la guerra a la empresa privada venezolana a lo largo de dos décadas en el poder, período durante el cual impulsó un feroz proceso de expropiaciones y estatizaciones bajo la consigna de que los medios de producción debían estar centralizados en el Estado como extensión “del pueblo”. En algunos momentos complejos el chavismo montó unos supuestos espacios de entendimiento con los empresarios, que no pasaban del efectismo político necesario para la ocasión. Pero en esta oportunidad, con el país en ruinas, al borde de una tragedia sanitaria a causa del coronavirus y sin más opciones, parece que a Nicolás Maduro le tocará pedirle al empresariado una vía que ayude al país a sobrellevar esta debacle.

Daniel Gómez (ALN).- ¿Cuándo supo el gobierno de Pedro Sánchez del viaje de Delcy Rodríguez? ¿Se reunió o no se reunió con Ábalos? ¿Cuánto duró el encuentro? ¿Se vio con empresarios? Estos son algunos enigmas pendientes sobre el caso de la vicepresidenta de Nicolás Maduro. Pero hay algunos puntos que ya se han verificado, y desmentido.

Juan Carlos Zapata (ALN).- La sanción de los Estados Unidos contra la filial de Rosneft tiene un origen más allá de que la empresa era el apoyo principal del régimen de Maduro en la comercialización del petróleo. Putin y Rusia se montaron en una operación perversa contra Juan Guaidó y la sanción a Rosneft Trading S.A es la respuesta. Esta es la historia.

Pedro Benítez (ALN).- Haber cooperado, o recibido favores del régimen que encabezó primero Hugo Chávez y ahora Nicolás Maduro es como haber hecho un pacto con el diablo. Tarde o temprano hay que pagarlo. Esto explica muchas conductas de la política internacional, como por ejemplo el atolondrado intento del gobierno de España por negar primero y ahora pretender que se olvide el tema Venezuela porque “a nadie le importa”.

Juan Carlos Zapata (ALN).- Vio a unos que le decían que el régimen paga con lo que tenga a mano. Con dólares. Con euros. Con petróleo. Con oro. Con coque. Y vio a uno que le aseguró que es tanto el desorden que 16 buques cargados de petróleo no fueron pagados en 2019, y le endilgan este fiasco al presidente de Petróleos de Venezuela, PDVSA, general Manuel Quevedo, por haberle entregado esa operación a unos boliburgueses de maletín.

Ysrrael Camero (ALN).- La política exterior del gobierno de España la fija Presidencia y se expresa a través del Ministerio de Asuntos Exteriores. A efectos concretos, hay una sucesión significativa de decisiones de política exterior que ratifican el apoyo a Juan Guaidó como Presidente encargado, pero hay acciones y declaraciones que parecen marcar diferencias y disidencias internas, que han levantado preocupación entre los demócratas venezolanos, entre otros aliados internacionales, brindando oportunidades al PP, a Ciudadanos y a Vox, para atacar al gobierno de Sánchez haciendo uso del tema venezolano.

Daniel Gómez (ALN).- ¿La oposición dará por buena la última versión del ministro sobre el caso Delcy Rodríguez? José Luis Ábalos admite que el asunto se le fue de las manos al reconocer que cometió un error de comunicación por eso de ofrecer numerosas versiones. Pero insiste en que cumplió con su objetivo: Evitar que la vicepresidenta de Nicolás Maduro pisara territorio europeo. Y evitar una crisis diplomática con el régimen.

Juan Carlos Zapata (ALN).- La diputada Cayetana Álvarez de Toledo ha hecho una denuncia muy grave en el Congreso de los Diputados. Dijo que no sólo el gobierno de Pedro Sánchez no recibió a Juan Guaidó en Madrid sino que también presionó a otros líderes de la Unión Europea para que no lo hicieran y algunos empresarios para que no asistieran a la conferencia de aquel en Davos. Pero en cambio, el ministro Ábalos se reunió con Delcy Rodríguez. Álvarez de Toledo dijo: “El gobierno amparó a una torturadora y rechazó a un demócrata”.

Daniel Gómez (ALN).- El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, dijo que la Policía cumplió con su deber en el aeropuerto de Barajas al no detener a la vicepresidenta de Maduro. También criticó a la oposición por acusarle de una supuesta distorsión de la realidad.

Daniel Gómez (ALN).- Charles Powell, director del Real Instituto Elcano, dice que “la politización hacia América Latina es un peligro”. Y cita concretamente el tema de Venezuela. “Las cuestiones de Venezuela más que de política exterior son de agenda interna”, apuntó este martes.

Enrique Vélez (ALN).- Cada día un número mayor de millonarios, sean estos jeques árabes, líderes empresariales, hombres de negocios, artistas de cine, estrellas de los deportes, o depredadores de las finanzas públicas, utilizan los jet privados como forma habitual de trasladarse.

Daniel Gómez (ALN).- El presidente de España dice que la posición del gobierno respecto a Venezuela no ha cambiado. Que el objetivo principal es la celebración “cuanto antes” de elecciones libres y democráticas.

Daniel Gómez (ALN).- Este lunes el vuelo de unos drones paralizó el aeropuerto de Barajas al mediodía. El caos continuó en la tarde cuando un avión de Air Canada que había salido de Barajas, tuvo que dar la vuelta y aterrizar de emergencia. Fue un día de pesadilla para el aeropuerto, y para su responsable, el Ministerio de Transporte que lidera José Luis Ábalos. Una pesadilla que comenzó hace dos semanas con el caso Delcy Rodríguez.

Juan Carlos Zapata (ALN).- Eso que dijo este lunes Diosdado Cabello en su programa de televisión de que son libres, que Venezuela es libre, que ellos son libres, y que “no nos importa lo que diga Estados Unidos”, está en línea con lo que dijo hace unos días en una reunión que celebró en la ciudad de Maracay con un grupo de confianza. Un cara a cara reducido. En el que analizaron el entorno. Lo que había que hacer. Y la necesidad de resistir.