alnavio.com

Lorenzo Mendoza

Juan Carlos Zapata (ALN).- Hace 20 años, Clinton y Chávez tuvieron dos encuentros. ¿Qué ocurrió en esas entrevistas? Ahora comienzan a aparecer pistas que arrojan luz sobre lo que era “luna de miel” y terminó en distancia, desamor. ¿Cuál es la historia de esa relación?

Juan Carlos Zapata (ALN).- Con el paquetazo, Nicolás Maduro apunta ahora al corazón de lo que queda de propiedad privada. De los que quedan en resistencia. De los que no querían irse de Venezuela y ahora lo piensan. De los que ya comienzan a decir: bueno, sólo falta entregarles la empresa, y aquí está. Maduro apunta, también, hacia aquellos que quieran quedarse junto a él, los cuales, a su vez, no tienen garantía alguna, porque les puede pasar lo del empresario boliburgués Ricardo Fernández Barrueco con Chávez. Expropiado y preso.

Antonio José Chinchetru (ALN).- Sólo un ‘presidenciable’ genera confianza entre más de la mitad de los electores venezolanos y tiene una intención de voto que le otorgaría la mayoría holgada en unas elecciones frente a Nicolás Maduro. Se trata de un popular empresario que no milita en partido político alguno y que además no concurre a los comicios.

Alonso Moleiro (ALN).- Aunque con sus fusiones, acuerdos, equivocaciones e inversiones siempre están en el foco noticioso, en líneas generales los millonarios latinoamericanos apuestan por la discreción y el testimonio moderado en las redes sociales. En un universo donde no existen antesalas, blindados, portavoces ni guardaespaldas, siempre será mejor ser dueño del silencio que esclavo de la palabra.
  • 1

Pedro Benítez (ALN).- ¿Puede una operación militar derrotar la hiperinflación? Los altos mandos militares de Nicolás Maduro, encabezados por el ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, contribuyen al proceso de destrucción de la economía venezolana chocando contra la misma piedra. El nuevo intento por derrotar a unas fuerzas económicas que no alcanzan a comprender sigue el libreto de la guerra económica que el dictador Idi Amín Dadá aplicó en Uganda en los años 70.

Pedro Benítez (ALN).- La llegada al poder por medio del sufragio de hombres de negocios millonarios como Mauricio Macri y Sebastián Piñera puede ser algo más que una casualidad. Es la señal de un cambio profundo en la cultura política de muchos latinoamericanos que empiezan a ver con otros ojos a la empresa privada y a los empresarios exitosos.