alnavio.com
Edición testing    30 de marzo de 2020

Tiempos Recios

Caleb Zuleta (ALN).- Fernando Mires reconoce que Mario Vargas Llosa es un “escritor riguroso”. Que “ha probado serlo en muchas de sus novelas. Sus investigaciones sobre tiempo y lugar son acuciosas; en ese punto no se diferencia de un buen historiador”. El propio Vargas Llosa ha contado cómo investigó, en cuánto tiempo, cuántas veces viajó a Guatemala, cuántos archivos revisó, y cuánta gente entrevistó para luego escribir Tiempos Recios. Ya se sabe que la más reciente obra del premio Nobel aborda el golpe de Estado contra Jacobo Arbenz en Guatemala, un golpe de Estado organizado por la CIA y la United Fruit Company, un golpe de Estado que, según Vargas Llosa, marcó el destino de Guatemala y de América Latina.

Daniel Gómez (ALN).- Pocas cosas tienen en común Joaquín Sabina y Esperanza Aguirre. El cantante y la dirigente política. El hombre de izquierdas. La mujer de derechas. Pero en la presentación de la nueva novela de Mario Vargas Llosa se sentaron en la misma fila. Y hablaron de Venezuela. El diario ALnavío les preguntó.

Juan Carlos Zapata (ALN).- Mario Vargas Llosa es un férreo opositor del chavismo. Lo hizo contra Hugo Chávez. Lo ha hecho contra Nicolás Maduro. A Mario Vargas Llosa le interesa Venezuela, y así lo dice, así lo escribe. Pero el Premio Nobel de Literatura no es de aquellos que se pronunciaron a las primeras por la intervención militar como vía para sacar a Nicolás Maduro del poder. Mario Vargas Llosa lo dice con conocimiento de causa. Y las claves se encuentran en su nueva novela, Tiempos Recios.

Juan Carlos Zapata (ALN).- Ya decía una amiga venezolana de la pareja que no sólo a Mario Vargas Llosa sino también a Isabel Preysler le preocupa Venezuela. Que está atenta a los acontecimientos. Que los sigue al detalle. De hecho, esta amiga de Caracas cenó con el matrimonio y cuenta que durante la velada quien más habló fue Isabel Preysler. Preguntaba sobre cómo haces tú, cómo hacen los venezolanos para adquirir los bienes básicos, para resistir el problema de la electricidad, para estudiar, para ducharse, para llevar la vida.

Caleb Zuleta.- Mario Vargas Llosa siempre tiene una opinión sobre Venezuela. Y no resiste la tentación de hablar sobre lo que él define como un caso triste, un caso trágico. El Premio Nobel mantiene una conexión sentimental con Venezuela. Y le preocupa Venezuela. Por estos días Mario Vargas Llosa no ha dejado de hablar de la crisis de Venezuela. Su nueva novela. Tiempos Recios, le ha servido la oportunidad.
  • 1